A tarjetazos, mexicanos cavan su tumba financiera

por Redaccion
33 Visto
  • Engañosas ofertas del “Buen Fin” asfixian a la clase trabajadora que se endeuda para iniciar un terrorífico 2023, entre inflación galopante y crisis económica

Millones de mexicanos saldrán este “Buen Fin 2022” a sacar chispas de las tarjetas de crédito y débito, con las que se endeudarán “hasta el cuello”, con tal de adquirir en tiendas departamentales y de servicio, pantallas, línea blanca, motocicletas, viajes, ropa, artículos todos que no son necesarios, pero que les motivan a aprovechar las “seudo ofertas” de esta temporada, advierten economistas y analistas.

Y aunque el Banco de México ha elevado su tasa de interés de referencia al 10 por ciento, en línea con la política económica de la Reserva Federal, los mexicanos no se frenarán y suponen dar el clásico “tarjetazo” para financiarse.

Al respecto, Concanaco Servitur, la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio (ANTAD) y el Consejo Coordinador Empresarial esperan que estos tres días, se prevén ventas de 195 mil millones de pesos y, lo grave, es que la mayor parte será con réditos muy elevados, que difícilmente se podrá cumplir con pagos de estas ofertas.

Como se recordará, el Buen Fin 2022 se realizará del 18 al 21 de noviembre. Incluso el Instituto Nacional de Acceso a la Información (INAI) recomienda extremar cuidado de datos personales durante las compras del Buen Fin, para evitar ser blanco de fraudes.

Con el pretexto de que podrán diferir sus pagos a 6,12, 18 y en muy pocos casos 24 meses sin intereses, la clase trabajadora inundará los negocios y tiendas de prestigio, sabedores que no podrán pagar esos gastos superfluos que los harán sentir mejor, en la “post pandemia”.

Eduardo Soto, analista financiero, aseguró a El Independiente que 2022 será un año que marcará, un parte aguas en la economía de poco más 3.7 millones de hogares en la CDMX, y alrededor 15 millones de familias en México.

“Con tal de obtener una pantalla de 60, 65, 70, 75 y hasta 80 pulgadas las familias harán lo imposible por obtenerlas, a pesar de que sus ingresos no corresponden en nada a estos gastos en el 80 por ciento de los casos”, indicó.

Agnés Verrelle analista franco mexicana dijo que efectivamente el “furor del Buen Fin 2022”, hace que las familias, los jefes de hogar y los trabajadores, vayan a las tiendas con un solo objetivo, gastar por gastar, aunque lo que compren no sea necesario en sus hogares.

“Son engañosas hasta en un 60 y 70 por ciento las ofertas de Pantallas, Línea Blanca, video juegos, salas, comedores y hasta viajes a los principales destinos de playa del país, debido a que suelen tener un aumento sigiloso de precios”, indicó.

Ofertas que no aplican beneficios reales.

Laura Islas, ama de casa entrevistada al respecto, narró a El Independiente que este jueves fue a una tienda departamental para adquirir una pantalla de 75 pulgadas, a un precio de 17 mil 500 pesos, pero que su tarjeta de crédito, no entró en las que acepta la tienda.

“No es justo, hace días compré un comedor en una tienda a 12 meses sin intereses y me avisaron que no hicieron bien el cargo, y ahora debo de liquidarlo este 24 de noviembre, entonces cual es el beneficio del Buen Fin”, acotó.

A unas horas de que comience el Buen Fin 2022, el fin de semana “más barato del año” en México, muchas personas ya se están preparando para realizar todas las compras que puedan.

Sin embargo, es importante que durante esta temporada de descuentos, “se realicen compras inteligentes”, para no acabar con todos los ahorros o adquirir deudas, señala la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco).

Publicidad engañosa que invita a gastar

Aunque varios comercios no se han afiliado a esta iniciativa, como las pertenecientes a Walmart, pero también, otros pequeños comercios independientes, se han adelantado y han organizado descuentos, ventas nocturnas y otras estrategias para atraer clientes antes de que dé inicio El Buen Fin.

Bajo el eslogan de “El Fin irresistible” clubes de precio como Sam’s Club y supermercados como Walmart publicaron algunas promociones, como acumulación de puntos en tarjetas de lealtad, algunos descuentos en electrónicos y por supuesto, ofertas a meses sin intereses.

Falta cautela por la inflación y el aumento de tasas

Pese a que el aumento sostenido de los precios ya ha comenzado a desacelerarse y se ubicó en 8.53 por ciento en la primera quincena de octubre, esto no es motivo para que muchos salgan a comprar.

Según la encuesta de HelloSafe, por lo menos 34,6 por ciento de los usuarios prevé hacer alguna compra, mientras que existen usuarios que piensan cazar alguno que otro descuento que se les plante por el camino.

“Según la encuesta de la AMVO que se realizó en agosto, mostraba que a pesar de mayores tasas de inflación y tasas de interés, el consumidor realizaría sus compras a crédito, así que en este punto no tiene inferencia en las intenciones de compra”, dice la especialista de Vector.       El Independiente/Luis Carlos Silva

You may also like