Estrategia de “abrazos no balazos” cuesta México 300 mmdp por inseguridad

por Redaccion
88 Visto

Debido a que los tentáculos del crimen organizado en México ya controlan precios y abasto de alimentos en siete estados del país, la inseguridad en México le cuesta a sus habitantes aproximadamente unos 300 mil millones de pesos, según estimaciones del investigador Roberto Ramírez Hernández.

Para el especialista, en entrevista con Infobae, esa cifra se acerca al 2% del Producto Interno Bruto (PIB), además alertó que los criminales gradualmente extendieron sus actividades más allá de los mercados negros, como el trasiego de drogas o el tráfico de personas, y ahora están invadiendo a la economía formal del país.

Un ejemplo del panorama es que robo y control de la comercialización de los alimentos básicos en los estados de Guerrero, México, Michoacán, Puebla, Tlaxcala, Veracruz y Zacatecas; afectando en mayor medida a las poblaciones de escasos recursos, así lo alertó la Confederación de Cámaras Industriales de los Estados Unidos Mexicanos (Concamin).

Para el miembro del Instituto de Investigaciones Económicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (IIEC-UNAM), lo peligroso del entorno es que los grupos delictivos han intervenido e interrumpido las cadenas de suministro, principalmente de alimentos, propiciando se disparen aún más los precios de productos como el pollo, el aguacate y el limón. El especialista considera que la estrategia de seguridad basada en el mantra de “abrazos, no balazos” no ha logrado contener a los grupos delictivos. El académico alertó que los cárteles de la droga se disputan en la actualidad de forma abierta la distribución y venta de alimentos a través de los derechos de “cobro de piso”. “Ese tipo de prácticas se están empezando a dar por la ausencia del gobierno al no combatir realmente la violencia, entonces ahora el crimen organizado se está acercando a las cadenas de suministro”, insistió.

Un ejemplo de lo anterior es Michoacán, el mayor productor mundial de aguacate y origen de 85% del que se consume en Estados Unidos, sigue viendo amenazada su gran riqueza agroindustrial por el asedio del crimen organizado, que saca tajada del negocio mediante robos, secuestros y extorsiones.

Incluso, con ventas por $2 mil 800 millones de dólares en 2021, el llamado “oro verde” es todo un botín para el CJNG y el cártel de Los Viagras, que además se disputan la zona de Tierra Caliente para el trasiego de droga desde la sierra hacia las costas del Pacífico. El Instituto Mexicano para la Competitividad ha destacado que desde el segundo semestre de 2021 al cierre del primer semestre de 2022, los precios de los alimentos y bebidas se ha encarecido a nivel nacional en un 14%, mientras que el país lidia con una inflación general del 8.76%, según cifras de la primera quincena de septiembre del año en curso. Para el investigador Roberto Ramírez Hernández la solución a ese daño económico “es que el gobierno tiene que hacer algo inmediatamente, porque ahora se están empezando a invadir las cadenas de suministro y de la economía formal que teníamos desde siempre”.

“Es muchísimo y el problema es que con el famoso abrazos, no balazos pues no vamos a resolver nada”, sentenció.      *Con información de infobae.com

You may also like