Carlos Joaquín endeudó más a Quintana Roo

por Redaccion
59 Visto
  • Las cifras oficiales confirman que la herencia fueron 4 mil 759 millones 90 mil 290 pesos adicionales de deuda

En 2016, Carlos Joaquín González se vendió como el salvador de Quintana Roo, pero después de seis años únicamente dejó un estado sumido en 27 mil millones de pesos en deudas, peor que en la era de Roberto Borge.

Las cifras oficiales confirman que la herencia, de quien ahora busca ocupar la Embajada de México en Canadá, fueron 4 mil 759 millones 90 mil 290 pesos adicionales de deuda.

El reporte correspondiente al Estado Analítico de la Deuda y Otros Pasivos indica que cuando asumió el poder en septiembre de 2016, los compromisos financieros que recibió de Roberto Borge eran de solo 22 mil 285 millones 362 mil pesos.

El monto estaba conformado por 19 mil 103 millones 823 mil pesos de deuda a largo plazo, además de tres mil 181 millones 539 mil pesos de otros pasivos, es decir, proveedores, retenciones, impuestos y otros pendientes.

Lo primero que anunció Carlos Joaquín González era que no habría más deuda y que además se iba a implementar una estrategia para reducir aquel “monto criminal” de los pasivos. La mencionada estrategia incluyó varios refinanciamientos.

Sin embargo, el informe más actual, con corte a septiembre de 2022, revela que ahora la deuda a largo plazo es de 19 mil 608 millones 364 mil 028 pesos. En lugar de bajar, aumentó 504 millones 541 mil 28 pesos.

El motivo es una deuda de 820 millones de pesos que contrató en 2021, con lo cual comprometió por más de 20 años los recursos del Fondo de Estabilización de los Ingresos de las Entidades Federativas. De ese fondo, deberían salir los recursos que se requieren en caso de una crisis.

El ex gobernador no solo empeoró la deuda pública de largo plazo, sino que utilizó una estrategia de contratación de obligaciones a corto plazo.

De hecho, en este último año, la cantidad alcanzó los mil 821 millones de pesos y aunque por ley debió liquidar todos esos compromisos, a más tardar el 25 de septiembre, dejó un saldo pendiente de 66 millones 490 mil 718 pesos.

Cuentas por pagar a corto plazo, peor que la era Borge

Cuando asumió la responsabilidad política, económica y social de Quintana Roo, Carlos Joaquín González reprochó que se le haya dejado un mundo de facturas vencidas, pero en lugar de resolver la situación, el ex gobernador duplicó el problema.

El Estado Analítico señala que las cuentas por pagar a corto plazo ascienden a la cantidad de 7 mil 369 millones 597 mil 544 pesos, es decir, 4 mil 188 millones 58 mil 544 más que la herencia borgista. El aumento es de 131 por ciento.     

Durante su reciente comparecencia ante legisladores locales, Eugenio Segura Vázquez, titular de la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan), dijo que casi la mitad de esa deuda se generó durante los primeros 9 meses de este 2022.

Según la información entregada a los diputados, de los más de 7 mil millones de facturas pendientes, 4 mil 880 millones corresponden a contratistas de los organismos públicos desconcentrados.

Novedades/Benjamín Pat Chablé       Foto:  Alfredo Maya/SIPSE

You may also like