Ensayos militares tensan relación entre las Coreas

por Redaccion
77 Visto
  • Mientras el Gobierno de Corea del Norte asegura que las pruebas responden a una provocación, Surcorea considera que es una amenaza

Corea del Norte lleva una semana realizando pruebas militares con lanzamientos de misiles y hoy escaló su ofensiva con aviones militares cerca de la frontera con Corea del Sur, quien inmediatamente condenó el sobrevuelo y también despegó unas aeronaves de combate F-35A.

El dirigente norcoreano Kim Jong Un supervisó personalmente las pruebas de misiles balísticos de las últimas semanas, presentados como ejercicios de despliegue nuclear táctico.

Un portavoz del ejército norcoreano aseguró que los ejercicios militares se ordenaron en respuesta a acciones de “provocación” de la artillería surcoreana cerca de la frontera común.

El Ejército Popular de Corea (EPC) envió así “una severa advertencia a los militares surcoreanos que incitan a la tensión militar en la zona del frente con una acción imprudente”, agregó el portavoz, citado por la agencia de noticias estatal norcoreana KCNA.

Al respecto, el Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas surcoreanas indicó que 10 aviones norcoreanos fueron detectados a 25 kilómetros de la línea de demarcación fronteriza en los últimos dos días.

Los aparatos norcoreanos cruzaron la “línea de reconocimiento”, lo cual llevó a Seúl a enviar a la zona varios aparatos, entre ellos aviones de combate F-35A, de acuerdo con ese informe, citado por Yonhap.

DESARROLLO BÉLICO

El presidente norcoreano, Kim Jong Un, habló sobre las recientes pruebas y destacó que su país debe “ampliar la esfera operativa de las fuerzas nucleares estratégicas”.

Remarcó que debemos centrar todos los esfuerzos en el desarrollo interminable y acelerado de las fuerzas armadas nacionales de combate nuclear, indicó KCNA.

Para Kim, la obtención de armas nucleares tácticas -más pequeñas y livianas, diseñadas para usar en el campo de batalla- es una prioridad planteada en un congreso del Partido Comunista en enero de 2021.

El país revisó sus leyes nucleares en septiembre para permitir ataques preventivos y Kim declaró que Corea del Norte es una potencia nuclear “irreversible”, lo cual cierra la puerta a una negociación sobre su arsenal.

Desde entonces, Seúl, Tokio y Washington han intensificado los ejercicios militares conjuntos, incluyendo el desplazamiento de un portaviones estadounidense de propulsión nuclear que enfureció a Pyongyang, quien ve esas maniobras como un ensayo de invasión.

En respuesta, las unidades del ejército norcoreano involucradas “en la operación de armas nucleares tácticas realizaron maniobras del 25 de septiembre al 9 de octubre para verificar y evaluar la capacidad de disuasión de guerra y contraataque nuclear”, señaló la agencia norcoreana. / AFP

You may also like