Rusia bloquea exportaciones de cereales; suben trigo y maíz

por Redaccion
64 Visto

Luego de que Rusia anunciara el bloqueo a las exportaciones de cereales de Ucrania al resto del mundo, en Europa se dispararon los precios internacionales de trigo, maíz, arroz y demás en el mercado spot de Chicago. De esta forma, estalló la guerra del hambre, que afectará a la mayoría de los países europeos y de África, pero pasará la factura a todo el mundo al impactar en un alza generalizada de los cereales y sus derivados, opinan analistas internacionales.

En el Mercado Internacional de Chicago, a media jornada de ayer, el trigo subió casi 8 por ciento y con tendencia alcista. Una tonelada llegó a casi 7 mil pesos al mayoreo. Mientras que el maíz se elevó 6 por ciento. En un día, subió casi un tercio de los experimentado en los 10 meses anteriores de 2022.

Desde el inicio de esta semana, los precios del trigo y el maíz registran fuertes alzas, tras la decisión de Rusia de no continuar con el acuerdo de exportación de granos desde Ucrania y a través del Mar Negro. Una situación que genera incertidumbre en torno a los suministros globales, teniendo en cuenta la importancia que tienen ambos países en la producción y exportación de los mencionados cereales.

El precio internacional del trigo, cuyo contrato vence en diciembre próximo, registra alzas de casi el 6 por ciento o 18,50 dólares y cotiza casi en 340 dólares la tonelada. Por el lado del maíz, el contrato con vencimiento en diciembre de 2022 sube más 280 dólares la tonelada, 5 mil 900 pesos al mayoreo. Los precios internacionales se fijan al pie de campo o cosecha, o sea tras ser enviados a los silos, pero suben tras su traslado a centros de consumos, que eso es muy elevado.

Precios a minoristas, la tonelada de maíz en México llegó ayer a 8 mil 355 pesos y con tendencia al alza.

QUÉ INICIÓ LA GUERRA DEL HAMBRE

Hay que recordar que el pasado sábado Moscú informó que suspendió su participación en el acuerdo como respuesta a lo que llamó un gran ataque con aviones no tripulados ucranianos contra su flota en Crimea. Según señalaron desde el sector privado, hasta el momento quedan 20 días para el vencimiento del corredor humanitario, mediante el cual ya salieron 409 buques, de los cuales 256 pudieron descargar granos. En total se embarcaron unas 9.263.720 toneladas y se entregaron 5.516.258 toneladas. Se comercializó trigo y maíz en su mayoría, pero también cebada y aceite de girasol; así como los demás cereales, como arroz.

Rusia aseguró ayer lunes que el acuerdo para la exportación de grano ucraniano no puede continuar sin su participación y dijo que no permitirá que buques que no hayan sido inspeccionados por sus expertos atraviesen el mar Negro.

Así lo señaló su embajador ante Naciones Unidas, Vasili Nebenzia, en una reunión del Consejo de Seguridad convocada por Moscú tras el ataque con drones contra su Flota del mar Negro y la posterior decisión de suspender el acuerdo que había sellado con Ucrania, la ONU y Turquía para facilitar la salida de cereal ucraniano.

Nebenzia acusó a Ucrania de usar este mecanismo con fines militares y dijo que su país no puede permitir el paso de buques que no haya inspeccionado, por lo que tendrá que tomar sus propias “medidas de control” si el tráfico continúa.

INTERMEDIACIÓN TURCA

Las palabras de Nebenzia ocurren luego que los ministros de Defensa de Rusia, Serguéi Shoigú, y de Turquía, Hulusi Akar, conversaron sobre el acuerdo sin llegar a ningún nuevo convenio.

“Se discutieron asuntos relacionados con la suspensión por parte de Rusia de la implementación del acuerdo sobre la exportación de productos agrícolas de los puertos ucranianos”, indica un escueto comunicado del departamento castrense ruso. Poco después, un comunicado del ministerio de Defensa turco informó de que Akar había transmitido a su homólogo ruso la “gran importancia de continuar con la iniciativa del cereal” para contribuir a mitigar la crisis alimentaria global.

Akar subrayó que todos los problemas se pueden solucionar con diálogo y cooperación e insistió en que los transportes de cereales son una actividad puramente humanitaria que debe mantenerse al margen de las condiciones de combate, señala la nota del ministerio turco. Dijo esperar de su colega que “evalúe de nuevo” la decisión de suspender la iniciativa.

Horas antes, el Kremlin avisó que la implementación del acuerdo de exportación de cereales de los puertos ucranianos tras el abandono de Rusia era arriesgado y peligroso. “Cuando Rusia habla de la imposibilidad de garantizar la seguridad de la navegación en estas zonas, un acuerdo de este tipo es poco factible y adquiere un carácter mucho más arriesgado, peligroso y sin garantías”, dijo el portavoz de la Presidencia rusa, Dmitri Peskov. Diario El Independiente

You may also like