Reed Hastings renuncia como CEO de Netflix justo cuando la compañía crece fuerte en suscriptores

por Redaccion
38 Visto
  • Las acciones de la empresa, que habían caído casi un 38% el año pasado, subieron un 7.9% a 340.66 dólares en operaciones posteriores al cierre

El cofundador de Netflix Inc, Reed Hastings, anunció este jueves que dejará el cargo de director ejecutivo (CEO) y entregará las riendas del servicio de transmisión a su socio y codirector general, Ted Sarandos, así como al director de operaciones de la compañía, Greg Peters.

Las acciones de la empresa, que habían caído casi un 38% el año pasado, subieron un 7.9% a 340.66 dólares en operaciones posteriores al cierre.

Sarandos y Peters compartirán el título de directores ejecutivos, con Hastings como presidente ejecutivo. El cambio es efectivo de inmediato y representa la culminación de una década de planificación de la sucesión por parte de la junta. Tanto Peters como Sarandos fueron ascendidos en julio de 2020, en medio de un momento difícil para la empresa.

“Fue un bautizo de fuego, dado el Covid-19 y los desafíos recientes dentro de nuestro negocio”, escribió Hastings en una publicación de blog anunciando su partida. “Pero ambos se las han arreglado increíblemente bien… así que la junta y yo creemos que es el momento adecuado para competir por mi sucesión”.




Hastings anunció su salida justo cuando Netflix informó que agregó 7.66 millones de suscriptores en el cuarto trimestre, superando las previsiones de Wall Street de 4.57 millones con la ayuda de Harry & Meghan y Wednesday en la batalla por atraer a los televidentes.

El pionero de la transmisión de video ha estado bajo la presión del gasto restringido de los consumidores y la competencia de Walt Disney Co., Amazon.com Inc y otras plataformas que gastan miles de millones de dólares para hacer programas de televisión y películas para audiencias en línea.

Netflix perdió clientes en la primera mitad de 2022. Volvió a crecer en la segunda mitad, pero la incorporación de nuevos clientes se mantiene por debajo del ritmo de los últimos años.     Reuters

You may also like