Carreteras de la isla, tumba para la fauna silvestre

por Redaccion
75 Visto

Novedades/Gustavo Villegas Foto: Pixabay

La muerte por atropellamiento de la fauna silvestre en Cozumel es un problema grave y subestimado, pues en un día se pueden contar hasta 20 animales arrollados, algunos de ellos endémicos.

El biólogo Ángel Rafael Chacón Díaz consideró que no se han llevado a cabo los esfuerzos suficientes para que los visitantes nacionales y extranjeros, así como los habitantes de la isla, hagan conciencia de que en todas las carreteras de la ínsula atraviesan zonas selváticas y colindantes con ecosistemas diversos.

La señalética que advierte el cruce de fauna es escasa y pequeña, como lo constató Novedades Quintana Roo durante un recorrido por estas vías de comunicación que rodean a la ínsula.

No existe en el municipio un programa institucional enfocado a prevenir estas muertes. En marzo de 2017, el doctor Alfredo Cuarón Orozco advirtió que las carreteras tienen efectos negativos en la fauna silvestre de sitios como Cozumel, en el que uno de los más notables es la muerte por atropellamiento. Lo anterior, sin contar que con ello modifican el comportamiento y presencia de los animales.

Durante un recorrido por las carreteras transversal, oriental y sur, quienes en conjunto tienen una extensión de unos 80 kilómetros, se detectaron cinco aves, un coatí, un mapache enano y un pecarí de collar blanco atropellados.

Los tres últimos endémicos, lo que significa que no existen en ninguna parte del mundo. Chacón Díaz desconoce si actualmente existe un organismo o junta que monitoree la cantidad de especies de mamíferos, reptiles y aves que perecen en las carreteras de la isla.

El especialista lamentó que los automovilistas manejan a exceso de velocidad en esas zonas. En 2020 el experto realizó un monitoreo durante sus recorridos en bicicleta; en ese entonces dijo que contabilizó 20 animales atropellados, muchos de ellos incluidos en la Norma Oficial Mexicana NOM059-Semarnat-2010, considerados bajo amenaza y protección especial.

En 2017 se lanzó el proyecto “Déjalos Cruzar”, de la organización “Ecología de Carreteras”, como un esfuerzo para frenar la mortandad de animales; el plan fue impulsado por estudiantes de la Universidad de Quintana Roo (Uqroo), pero de ello no se ha tenido noticias desde hace mucho tiempo.

El día de su lanzamiento, sus impulsores plantearon que el objetivo era ponerle “números” a la problemática, conocer cuáles son las especies afectadas, los puntos en los que se registran los atropellamientos y la contribución del desarrollo entrópico en la isla. Un año antes, sus integrantes hicieron un monitoreo solo en la carretera costera sur de marzo a mayo, en plena sequía, y constataron que 100 animales silvestres morían atropellados cada mes.

You may also like