El talibán rechaza informe de la ONU sobre violaciones a derechos humanos

por Redaccion
114 Visto
  • Los campamentos de tratamiento contra las drogas en Kabul sufren cada vez mayor hacinamiento

Madrid

El régimen talibán calificó ayer de “propaganda” un informe de la Misión de Asistencia de Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA, por sus siglas en inglés), que acusó al nuevo gobierno afgano de cometer cientos de asesinatos y violaciones de derechos humanos, entre ellas ejecuciones extrajudiciales y torturas, desde que asumió el poder el año pasado tras la retirada del ejército estadunidense.

Zabihulá Muyahid, vocero de los talibanes, señaló en un comunicado que el informe de la UNAMA se fundamenta en informaciones “falsas”, es “incorrecto e inexacto”. “Desafortunadamente, en su mayor parte es propaganda”, apuntó.

La UNAMA documentó en un informe publicado antier 160 denuncias de ejecuciones extrajudiciales, 56 incidentes de tortura y malos tratos, además de 170 arrestos y detenciones arbitrarias contra ex funcionarios gubernamentales y miembros de las fuerzas de seguridad nacional desde agosto de 2021, mientras que las mujeres y niñas han visto afectadas también sus libertades fundamentales.

En este contexto, Ap publicó un reportaje en el que señala que la adicción a las drogas ha sido durante mucho tiempo un problema en Afganistán, el mayor productor mundial de opio y heroína. Las filas de los adictos se han visto alimentadas por la pobreza persistente y por décadas de guerra que dejaron pocas familias sin cicatrices.

Cientos de toxicómanos han sido detenidos durante redadas del talibán en las calles de la capitalina Kabul, sobre todo de parques, puentes, alcantarillas, para ser llevados a salas de desintoxicación saturadas en campos de tratamiento de drogas, donde son aislados de la sociedad, aseados, rasurados de cara y cabeza, ante esta creciente crisis sanitaria.

La Jornada/Europa Press, Afp y Ap

You may also like