Pérez Prado: ¡Qué rico mambo!

por Redaccion
90 Visto

Penultimátum/La Jornada

“Una explosión musical, sólo digna de un genio como Pérez Prado”. Así definió Igor Stravinsky al mambo. A su vez, Gabriel García Márquez sentenció: “Cuando el serio y bien vestido compositor cubano Pérez Prado descubrió la manera de ensartar todos los ruidos urbanos en un vilo de saxofón, se dio un golpe de Estado contra la soberanía de todos los ritmos conocidos”.

Esa “explosión musical” tuvo lugar en México, adonde el pianista, compositor, arreglista y director de orquesta llegó en 1948. El motivo para esa migración fue que sus audaces creaciones no eran aceptadas en Cuba. Hasta prohibidas por los intereses estadunidenses que controlaban la industria disquera. Pero en nuestro país, como siempre reconoció, pudo dar rienda suelta a su genio creador gracias a personajes como Ninón Sevilla, figura emblemática del cine de rumberas; al cantante Kiko Mendive, y a don Mariano Rivera Conde, responsable de RCA Víctor.

En 2017, con motivo del centenario de su nacimiento, el investigador Sergio Santana Archbold nos ofreció en su libro Pérez Prado: ¡Qué rico el mambo!, la más exacta visión de la vida y la obra del incomparable personaje. En 283 páginas contó su nacimiento en Matanzas y su formación musical en esa ciudad y en La Habana; su estancia triunfal en México (de donde fue expulsado injustamente en 1953) y Estados Unidos; sus exitosas giras por América Latina, Europa y Asia, y su regreso a nuestro país en 1964, donde vivió hasta su muerte, el 14 de septiembre de 1989.

Como fruto de su trabajo de más de 10 años, Santana incluyó en el libro la discografía hasta entonces conocida del compositor; las películas en las que aparece con su orquesta y las decenas en las que sus creaciones las usan de fondo musical directores famosos, como Federico Fellini, Tim Burton, Martin Scorsese y Pedro Almodóvar.

Gambusino en busca de pasajes escondidos del indiscutible Rey del Mambo, Santana logró reunir los últimos cinco años más información sobre su producción musical y su vida, no pocas veces confusa por las contradicciones en que el matancero solía incurrir. Además, espléndidos testimonios fotográficos. Lo hizo gracias a los aportes de coleccionistas y estudiosos de varios países. Ahora publica su trabajo la editorial Unos & Otros de Miami, y lo distribuye Amazon.

En el libro se destaca el papel de México en el trabajo de una de las figuras más importantes de la música del siglo XX.

You may also like